Desde los andes colombianos

Yuly Suárez Hernández llegó a Buenos Aires el 7 de abril y es la primera estudiante de intercambio de la UNAHUR.

El departamento de Boyacá, en Colombia, está emplazado en la parte oriental de la cordillera de los Andes y en las zonas de mayor altura llega a hacer mucho frío. De su capital, Tunja, viene Yuly Suárez Hernández, la primera estudiante de intercambio que recibe la Universidad Nacional de Hurlingham (UNAHUR). Buenos Aires la recibe con un otoño inusitadamente caluroso, húmedo y plagado de mosquitos. El clima la prepara para percibir otros contrastes.

La estudiante tiene 26 años y es la primera vez que viaja fuera de su país. Cursa la Carrera de Enfermería en la Universidad Pedagógica y Tecnológica de Colombia (UPTC), una institución con cinco sedes fundada hace más de 60 años. Una vez aprobado el 50% de una carrera, la UPTC permite que sus estudiantes se postulen para cursar un semestre en universidades extranjeras. De acuerdo con la evaluación que la institución hace de cada postulante, se otorgan becas parciales o completas y se ofrecen los destinos por los que es posible optar. A Yuly se le asignó una beca completa para cursar un semestre de Enfermería en la UNAHUR.

La medianoche del sábado 7 de abril, Ariel Sotelo, responsable del área de Relaciones Internacionales de la UNAHUR, fue a recibirla al aeropuerto. “Había estado en contacto con él durante los trámites para el intercambio, pero no lo conocía en persona. Me llevó hasta el Hurlingham Club donde me hospedo y el lunes me recogió y me trajo a la Universidad”, cuenta Yuly. Ese mismo lunes tuvo su primera clase y recorrió las instalaciones de la institución: “conocí a tanta gente en un solo día que ya ni recuerdo los nombres. Todas las personas han sido muy amables y muy dispuestas a ayudarme”.

Existen diferencias entre el sistema universitario argentino y el colombiano. La más notable de todas es que la educación superior pública del país hermano no es gratuita. “En Colombia no pagas durante los cinco años de carrera, pero cuando te gradúas tienes que devolver el dinero. Te pueden hacer un descuento solo si eres buen estudiante”, cuenta Yuly. Dado que ella no comenzó la Universidad apenas finalizó el nivel medio, pudo trabajar algunos años y así reunir dinero para pagar sus estudios. La estudiante siempre buscó que sus empleos tuvieran alguna relación con su futura profesión: “trabajé cuidando personas y en una droguería…”. Yuly se interrumpe y corrige: “Bueno, acá le dicen ‘Farmacia’. La comunicación ha sido al principio un poco difícil, porque hay palabras que cambian mucho de un país a otro. Incluso en los textos que leemos aparecen palabras que no conozco. Pero ya las estoy aprendiendo”.

Con relación a la propuesta académica de la UNAHUR, la estudiante destaca el enfoque comunitario que se le da a la carrera de Enfermería y su integralidad: “En la UPTC casi no hay comunicación con los estudiantes de otras carreras. La única materia en la que nos integramos es en Inglés. Aquí, en cambio, hay materias que comparten todas las carreras. Incluso dentro del Instituto de Salud Comunitaria compartimos algunas materias con la Licenciatura en Kinesiología y Fisiatría. Es interesante esa integración”. Y concluye: “se nota que la mayoría de los estudiantes quiere a su Universidad, la reconoce, la muestra, la promociona. Eso también me parece importante”.

@AAUNAHUR